A solo horas del juego contra Curicó Unido, que podría condicionar el futuro de Mario Salas al mando de Colo-Colo, analizamos al conjunto rival y te contamos cómo se desenvuelve en la cancha el cuadro de la VII región. Además, destacamos al jugador que podría causar más daño al ´Popular´: el delantero Diego Vera.

Este lunes a las 18:00 hrs. Colo-Colo visitará a Curicó Unido en el Estadio La Granja. El ‘Albo’ viene de tres derrotas consecutivas y necesita sumar puntos si desea mantenerse en carrera por el título. Por otra parte, los dirigidos por Nicolás Larcamon han conseguido tres triunfos y una derrota en lo que va de torneo, por ende, buscarán ratificar su buen momento.

Los curicanos han utilizado dos dibujos tácticos en lo que va del campeonato: 4-3-3 y 4-1-4-1. Con el primer esquema cosecharon triunfos ajustados y recibieron una goleada por parte de Universidad de Chile (5-1). El segundo dibujo fue utilizado en el último encuentro frente a la Universidad de Concepción, donde fueron visita y vencieron por 1-2.

El andamiaje de Curicó se basa en la posesión del balón, el ordenamiento defensivo y balonazos largos, aprovechando la explosión de Federico Costa o Matías Cavalleri por las bandas. Además, Larcamon ha trabajado con detalle las pelotas paradas para hacer daño por esta vía. Sin embargo, con el pasar de los partidos han mostrado que les acomoda llevar el juego hacia el campo rival y asfixiar la salida, siendo un equipo muy aplicado en ambos lados del campo.

Para capitalizar el juego de posesión, Curicó cuenta con la figura de Diego Vera. El delantero uruguayo de 35 años arribó a Curicó a mediados del año 2019 para reemplazar a Mauro Quiroga y no ha decepcionado, ha convertido ocho goles en 13 partidos con la ‘albiroja’. El principal expediente de Vera es el juego aéreo y su ubicación en el área chica, por lo tanto, será muy importante que la zaga ‘alba’ controle las subidas de Cavalleri y Costa para que no logren juntarse con el “Viruta”, como apodan al charrúa. Ya sea a través del juego asociado o de la presión alta, los hombres de ataque podrían complicar a la defensa colocolina que ha mostrado complicaciones en los últimos encuentros.

Colo-Colo viene de caer inapelablemente frente a Universidad Católica. No solo ofreció un pobre espectáculo futbolístico, sino que también la hinchada encabezó manifestaciones que acabaron por determinar el final del encuentro. Desde el pizarrón, Mario Salas no ha sabido consolidar un estilo de juego que desarticule los planteamientos rivales, por lo que será complejo vencer a Curicó estando aplicado en todas sus líneas. De no conseguir los tres puntos Mario Salas tendría un pie y medio fuera del club, por lo que este partido es de seis puntos para el “Comandante”

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí