Fechenbach, representante de Favio Cabral, indicó que hay un trato entre clubes. Sin embargo, hay otras instituciones que se metieron a la pelea por el delantero argentino.

Recordemos que esta novela viene de hace tiempo, es más, hubo un momento donde no llegaría por ningún motivo. Inclusive, la oferta inicial que mandó el “popular” para zanjar esa compra era escasa para las pretenciones de Talleres.

Hoy, el vínculo entre Cabral y el Cacique se está viendo tardada por los dilemas internos que debe resolver el club. Sin embargo, según César Merlo en palabras del representante del ariete albiceleste, dice: “Hay un acuerdo de palabra entre Colo Colo y Talleres. La intención es respetarlo“.

Asimismo, ante las posibilidades de que otros clubes puedan quitarle el fichaje a Colo-Colo, el representante añadió, que “sabemos que el club tiene que resolver algunos aspectos internos, pero el jugador necesita definir su futuro. Nos han llamado otras instituciones con las que por ahora no profundizamos. Vamos a esperar las próximas horas que serán decisivas“.

Finalmente, la dirigencia alba debería cerrar el fichaje lo antes posible, teniendo en cuenta, lo facil que es para los otros clubes arrebatarle un jugador a Colo-Colo en la época de fichajes y el claro ejemplo es con la Católica y Branco Ampuero.

Quinteros y otro dilema

Con la llegada de Favio Cabral, Colo-Colo tendría una sobrepoblación de arietes colocolinos para elegir. Ellos son: Nicolás Blandi, Luciano Arriagada, Javier Parraguéz, Iván Morales y, posiblemente, Favio Cabral.

El primero, Nicolás Blandi, pareciera tener por fin una oportunidad en la cartelera de los citados para el próximo partido. Luego de su recuperación gradualmente rápida, al parecer le ganaría la pulseada al canterano Arriagada que ya tuvo su primera nominación, no obstante, el momento y el partido en el que entró, no fue el mejor.

Javier Parraguéz, era la primera opción de cambio y, en algún momento del torneo pasado, titular. De igual manera que Luciano, este ha perdido su protagonismo y minutos en el torneo y lamentablemente se lesionó.

Por otra parte, Iván Morales, luego de una semana marcada a nivel familiar, el “9” canterano de 21 años, vive su mejor momento en el club, donde se afirma como fuerte candidato a la titularidad del equipo. De hecho, en estas cuatro fechas del torneo, ha marcado tres goles y una asistencia.

Al momento de su llegada, Favio Cabral deberá, primero luchar por el puesto contra Morales y, segundo, mostrar esa categoría de ser un refuerzo para el plantel, con el pequeño y gran estigma de tener 96 goles en las inferiores de Talleres.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí