Los albos siguen en la búsqueda de un delantero centro que cumpla con las exigencias de Gustavo Quinteros.

La situación de Colo-Colo ha cambiado radicalmente en comparación al año pasado. Después de una paupérrima temporada donde debió luchar por mantener la categoría, el Cacique ha logrado afirmarse en el campeonato nacional y se encuentra en la lucha por el liderato.

A pesar de la notable mejora en el juego que ha conseguido el cuadro popular, todavía hay algo que da vueltas en la cabeza de Quinteros: la falta de gol. Iván Morales es el delantero centro titular, y aunque lleva cinco goles en ocho partidos, cuatro de ellos han sido de penal y ha desperdiciado varias ocasiones claras de gol.

La competencia para Morales no es tanta, pues Blandi y Parraguez están lesionados y no han logrado hacerle sombra. Mientras que el único que ha sorprendido cada vez que entra es Luciano Arriagada, el joven de 19 años que lleva dos goles en cuatro partidos y una estadística de un gol cada 60 minutos según Sofascore. Esto no basta para Quinteros, quien ha dicho en reiteradas ocasiones que le falta un “9” para completar el equipo.

Anteriormente habían sonado nombres como Favio Cabral y Facundo Batista, pero mientras permanezca Blandi, el Cacique deberá limitarse a buscar un delantero nacional. Así es como surgió el nombre de Ignacio Jeraldino y recientemente, el de Diego Rubio, de fugaz paso por Colo-Colo.

TNT Sports aseguró que han existido conversaciones entre los albos y Rubio, quien fue canterano del club e hizo su debut en 2011, anotando seis goles en diez partidos.

Ahora el delantero de 28 años juega en el Colorado Rapids de la MLS, donde es uno de los capitanes del equipo y lleva tres goles y una asistencia en ocho partidos.

El día de ayer anotó un gol en la victoria de Colorado ante Cincinatti, válido por la octava fecha de la MLS.

Sin embargo, recientemente el sitio Encancha.cl declaró que a pesar de existir estas conversaciones, el delantero no sería del interés del cuerpo técnico, pues no es un “9” nato. Otro factor que podría dificultar su llegada es que Colo-Colo debería pagar por su fichaje, valorado en 1.5M de dólares según Transfermarkt.

Recordamos que el mismo jugador declaró que estuvo cerca de llegar en calidad de préstamo el semestre pasado, pero esto no se dio debido a dificultades con la FIFA.

Actualmente Colo-Colo se alista para su debut en Copa Chile, donde deberá esperar al vencedor entre Deportes La Serena y Deportes Colina.

Artículo anteriorFeliz día del padre: Las dinastías colocolinas
Artículo siguiente¿Qué pasa en Brasil? La Roja suspendió el entrenamiento del sábado y pospuso el de este domingo

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí