Desde su perspectiva como hincha y ex deportista, Marcelo “El Chino” Ríos habló del camino que ha recorrido la “Generación Dorada”.

Luego de que Chile quedara fuera del Mundial 2022, en conversación con Radio Cooperativa el una vez número uno del mundo del ranking ATP, se refirió a la situación vivida por la selección. Comenzó haciendo una aclaración sobre su rol comentando futbol.

“No me gusta hablar mucho de deportes en que no estoy metido, para eso están los (Juan Cristóbal) Guarello y (Manuel) De Tezanos, que hablan de todo sin haber jugado nada. Para comentar de fútbol hay que haber sido futbolista. Puedo opinar, veo fútbol pero no sé de fútbol, no estoy metido en el tema” destacó.

“Es lamentable y siento que es como todo, como lo que me pasó a mí: cuando ganan son los mejores y cuando pierden son una mierda dijo desde desde su propia experiencia deportiva.

Luego mencionó que “hablo con Arturo y con Bravo, después de dos Copa América éramos los mejores del mundo y ahora somos como el ojete. No es así. Estaban un poco sobrepasados, cansados, la presión es alta. Después de ganar las Copa América querían que ganaran el Mundial y no es así. No somos un país que mundialmente esté arriba” agregó sobre el lugar que ocupa Chile respecto a otras selecciones

También hizo una equiparación, entre lo que pasó con el tenis chileno cuando estaba en su auge. “No aprovecharon para sacar tenistas, no se hicieron clínicas ni recintos. No sé cómo trabajan en el fútbol, le echan la culpa a dirigentes, entrenadores, a Vidal y Bravo. En el tenis sí se lo farrearon, los presidentes fueron un desastre” sentenció sobre el manejo de los dirigentes.

 Continuó hablando desde lo vivido. “Yo iba a Chile y jugaba frontón, porque no había nadie contra quién jugar. Ahora Jarry se vino a Estados Unidos, hay dos chilenos más en la academia de Bollettieri. Hay que salir de Chile porque no hay canchas buenas ni con quien entrenar” cerró.

Artículo anteriorSin Tiane Endler: La nómina de la selección femenina de cara a la fecha FIFA
Artículo siguienteTiane Endler volvió a las canchas de una gran manera en la Champions League