El futbolista está siendo seguido desde mitad de año por el Eterno Campeón y su futuro para la temporada 2023 es una verdadera incógnita.

El plantel de Colo-Colo está disfrutando de unas merecidas vacaciones, sin embargo, Blanco y Negro sigue trabajando en el Estadio Monumental para conformar el plantel de cara a la temporada 2023.

En las últimas horas, hubo una noticia que entusiasmó al cuerpo técnico de Gustavo Quinteros, puesto que desde Argentina manifestaron que un anhelo del santafesino podría quedar con el pase en su poder para negociar como jugador libre.

Se trata de Leandro Benegas, quien viene de marcar 13 goles en 41 partidos con Independiente durante el 2022. El ex delantero de Universidad de Chile estuvo en carpeta a mediados de año, sin embargo, prefirió seguir en el “Rojo” en dicho momento.

Ahora, dos medios partidarios del “Rey de Copas” afirmaron que el goleador de 33 años podría salir a fin de año, puesto que Independiente tiene puesto sus ojos en otros delanteros.

“¿Chau Karim? No está asegurada la continuidad de Leandro Benegas en Independiente. Por ahora, el Rojo avanza en negociaciones con otros delanteros. Al ariete se le termina el contrato el 31 de diciembre”, afirmó “Muy Independiente” en su cuenta de Twitter.

Sin embargo, hubo otro medio de comunicación más osado que señaló que el oriundo de Mendoza jugará el próximo año en el Estadio Monumental. “Leandro Benegas, quien debía renovar a fin de año, va a jugar el 2023 en Colo-Colo de Chile“.

No obstante, hasta el momento no existe ninguna información oficial y la última palabra la tendrá Leandro Stillitano, quien hace pocos días dejó de ser ayudante técnico de Gustavo Quinteros para asumir la banca de Independiente. ¿Les gustaría ver a Leandro Benegas en Macul, albos y albas?

Artículo anteriorDarían pelea en primera: La poderosa formación que usará Colo-Colo Proyección en el inicio de los Playoffs
Artículo siguienteTremendo chascarro: Reconocido medio nacional dio por confirmado el fichaje de Carlos Palacios en otro club de Chile, pero…