El futbolista estaba dentro de las alternativas para reemplazar a Óscar Opazo en la banda derecha de la defensa.

El mercado de transferencias de Colo-Colo sigue moviéndose para conformar el mejor plantel posible de cara al año 2023. Por el momento, Fernando De Paul, Matías Moya, Ramiro González y Erick Wiemberg son los refuerzos del Popular, a la espera de que se destrabe la situación de Leandro Benegas en Argentina.

Sin embargo, el miércoles 29 de diciembre a las oficinas del Estadio Monumental llegó una mala noticia con respecto a uno de los jugadores que estaba dentro de las posibilidades para reemplazar a Óscar Opazo. Se trata de Guillermo Soto, lateral derecho chileno que firmó su extensión de contrato con el club trasandino, Huracán.

El Globo anunció este pasado miércoles que hizo efectiva la compra del 50% del pase de Guillermo Soto, abrochando así su estadía hasta 2025.

Ahora bien, esto no termina de sentenciar las expectativas de Colo-Colo para conseguir su fichaje, pero si lo deja en una situación donde solamente debe invertir mucho dinero, puesto que su contratación está avaluada en un millón de dólares según Transfermarkt.

Respecto a lo anterior, mediante el presidente de Blanco y Negro, Alfredo Stöhwing, ya se ha especificado que en este mercado de pases no se harán grandes gastos. Por lo tanto, aún cuando existen chances, lo más probable es que busquen otras alternativas para el reemplazo del Torta Opazo.

De momento, los que deben adueñarse de la banda derecha del Popular serán los dos jugadores formados en la cantera de Colo-Colo: Jeyson Rojas y Bruno Gutiérrez.

Artículo anteriorYa palpita su estadía en Macul: La gran promesa de Ramiro González en el inicio de la pretemporada de Colo-Colo
Artículo siguienteATENCIÓN HINCHAS: Colo-Colo tomó una importante decisión con el futuro de Agustín Bouzat